miércoles, 28 de septiembre de 2011

Y fue ayer

Ya Perséfone ha sido raptada de nuevo y el otoño ha entrado triunfal en la casa de las estaciones… y fue exactamente ayer que Chiron, ese centauro múltiple, cumplió cinco años. Sí, así como suena, πέντε-quinque. Comenzamos hoy el año V d.C., y seguimos construyendo un edificio que no tiene paredes ni techo que lo constriñan…
Curiosamente cinco años también se han cumplido ahora desde que Hermes asumió el caduceo de esta Asesoría, descubriendo el mundo de la gens classica a la que le sobran las ganas de aprender, de enseñar y de colaborar… Tal es así que ya hasta las mariposas enseñan griego y los ἐλέφαντες hablan en latín y en griego.
Chiron se ha convertido en el epicentro de una inmensa red nefelibata que nos permite (a sólo un clic de distancia) conocer el estudio del griego clásico en Grecia, colaborar con la revista Thamyris, aprender a editar videos on-line o acceder a los manuscritos del Mar Muerto. El espíritu de Chiron ha empapado hasta la médula a toda la gens, de manera que quien ya ha hollado un camino, muestra a los demás el hilo virtual que nos ayudará a avanzar más deprisa, como si de Jenofonte y sus Helénicas se tratara…
Y ya que estamos de celebraciones, celebremos la reapertura del acueducto del Pont del Diable y las recién excavadas termas dels Bayns de la Reina y, cómo no, el gigantesco Arsenal de Trajano… y aquellas pinturas murales de la hermosa Baetulo. Tal vez con los textos y los contextos profundizaremos aún más en la cultura latina.
Para todos los chironian@s, para toda la gens classica este pastel otoñal para tan digna efemérides. Sin duda todo ello no tiene precio
Y parece que fue ayer… cuando por vez primera entramos en las aulas.


Feliciter! Feliciter!

2 comentarios:

Elena Gallardo Paúls 28 de septiembre de 2011, 16:04  

Me encanta la imagen!!! Esto de las clásicas es, evidentemente, un trabajo en equipo.Gracias a todos, pero especialmente a ti.
UN beso

Ricardo 28 de septiembre de 2011, 22:08  

¡Enhorabuena! Y que sean, de momento, otros cinco años más. Después, otros cinco, y así hasta que seamos viejecitos/as. Un abrazo.

Publicar un comentario

  ©Template by Dicas Blogger.